REFLEXION DOMINICAL, 3 DE MARZO, 2019

- Hoy en este domingo se cierra el período después de la Epifanía, porque en esta semana iniciamos la Cuaresma, con el Miércoles de Ceniza y que celebramos este miércoles 6 de marzo, por lo tanto preparemos a ese encuentro con Dios.

- Nuestra religión debe de ser viva, debemos de manifestar su gloria, sin complejo alguno, no debemos de ser una religión evasiva del mundo, no podemos perder de vista, que vivimos en este mundo y debemos de vivir toda clase de realidades, siendo esa luz que ilumina y hace ver la diferencia en todo.

- En esta semana seguimos con los tambores de guerra entre la India y Pakistán, siguen las sanciones y todo esa maquinaria deshumanizada contra Venezuela, que es igual que darle muerte al gran pueblo Venezolano, todo por envidas, egoísmo y ambiciones mezquinas, que solo se entienden desde la maldad, porque el que hace el bien no hace daño a sus semejantes y también se llevó acabo la reunión entre el gobierno de Estados Unidos y el de Corea del Norte, sin llegar a ningún acuerdo, porque uno hay un verdadero dialogo respetuoso, donde se valore a los otros y no se les vea como títeres, sino como mis hermanos que compartimos la tierra.